martes, 31 de marzo de 2015

21 Acciones Contradictorias - Ascenso del Héroe del Escudo

21 Acciones Contradictorias


    Justo en este momento, el jardín del castillo se ha convertido en una arena de duelos.
    Por el borde del área, antorchas fueron encendidas y las alegres personas del banquete esperaban emocionadas alrededor para ver un duelo entre héroes.
    Desafortunadamente, el resultado de este duelo estaba predeterminado.
    Yo, que ultimadamente no infringía daño, contra el Héroe de la Lanza, Motoyasu.
    ¡Un duelo entre grupos de ambos bandos del Héroe del Escudo y el Héroe de la Lanza! ... ¡no pasaría! Lo que estaba por ocurrir era un duelo uno a uno entre Motoyasu y yo.
    Parecía que la propuesta de una batalla de equipo fue rechazada por Motoyasu debido a su desbordante orgullo y así llegamos a tener una batalla personal.
    No se podía escuchar a las personas que estuviesen apostando.
    Por lo que no era natural establecer un círculo de apuestas en este lugar.
    Todos de manera unánime pensaban que yo terminaría derrotado.
    Como espectadores, Ren e Itsuki podían verse viendo y riéndose desde la terraza del castillo.
    Ellos parecían estar disfrutando en atestiguar el momento donde me roban a mi esclavo de mí.

    Mierda. ¡Mierda! ¡MIERDA! ¡JÓDANSE!

    Todos y cada uno de ellos no pensaban en otra cosa más que acosarme.
    Por ejemplo, hacer llover fuego sobre mí entre el caos del campo de batalla durante la ola.
    En los ojos de las personas de este mundo, yo no soy nada mas que el objeto de burla y ridiculización.
    ... Eso es genial. La derrota puedo haber sido la única opción para mi después de todo. Pero, no seré derrotado sin dar pelea.

     —Ahora, ¡Que comience el duelo entre el Héroe de la Lanza y el Héroe del Escudo! ¡El vencedor y el derrotado serán determinados antes de que cualquiera de el golpe final o cuando uno de ellos acepte la derrota! (Aultcray)




    Giré mis articulaciones, troné mis dedos y cambié a mi pose de batalla.

     —¿Quién caerá primero, el escudo o la lanza? Tal duelo... esto será un chiste. (Motoyasu)

    Motoyasu me miró malévolamente y sopló por la nariz.
    ¿Me estás provocando?

     —Entonces ---- (Aultcray)

    Motoyasu, te mostraré que el sólo saber cómo pelear no derrotará a tu oponente.
    Si uno fuese a preguntar a un comerciante de cuales, el arma más filosa o el escudo más fuerte es el 'mejor' equipo que puede tener una persona, entonces ese comerciante se contradiría sobre el dignificado del 'mejor'. De hecho, la sola palabra no tiene dignificado.
    Pero, aún si la palabra es una contradicción completamente, aceptaré tal contradicción.
    Y para comenzar, ¿Qué elementos deciden la victoria en este duelo?
    ¿No es lo mismo que un juego de Shogi o Go?
    Aún si ese es el caso, ¿Cómo afectaría esto el resultado del duelo?
    El máximo propósito de la lanza es el matar a tu oponente.
    El máximo propósito del escudo es el actuar como tu guardián.
    Si uno fuera a analizar cuidadosamente, el escudo más fuerte siempre triunfará sobre la lanza más filosa.
    Sus propósitos son fundamentalmente diferentes. Así son la lanza y el escudo.

    —Comiencen. (Aultcray)
    —¡Uwoooooooooooo! (Naofumi)
    —¡Hyaaaaaaaaaaaa! (Motoyasu)

    Cargué contra Motoyasu con un Falcon Punch mientras Motoyasu cargó contra mí con su lanza elevada, preparándose para perforarme.
    La distancia fue acortada en un instante. Motoyasu empujó su lanza contra mí, utilizando nuestro momento para amplificar la fuerza penetrante.
    No hay ataque que no pueda ser bloqueado si uno es capaz de ver de dónde viene.

    —¡Estocada Caos! (Motoyasu)

    Motoyasu dobló su brazo y su lanza parecía multiplicarse por cientos instantáneamente.
    ¡Una habilidad! Eso ciertamente fue un movimiento inesperado.
    Pero mi carrera fue imparable.
    Cargué a través mientras sostenía el escudo sobre mi cabeza.
    ¡Clang!
    ¡Woosh!
    Arg... pude sentir dolor correr por mis hombros hacia mis piernas.
    Aunque solo eran rasguños, los ataques de un héroe eran en verdad diferentes, como era de esperarse.
    Pero, la Habilidad de Motoyasu paró de repente; parecía que entró a su periodo de recuperación.

    —¡Come esto! (Motoyasu)

    Pero Motoyasu continuó a estocar su lanza contra mí.
    La lanza, su debilidad yace en su alcance.
    Como cualquier otra arma de asta, se especializa en combate de rango medio. Una vez dentro de su rango, la dificultad de su uso se hace notar.
    Usualmente esto no importa ya que sólo necesitas derrotar a tus enemigos antes de que tengan una oportunidad de acercarse.
    Aunque no para mí.
    Esquivé los estoques de Motoyasu por un pelo cada vez y cargué con todo mi peso corporal, enfocando todo a un sólo punto.
    Y así mi puño se enterró espléndidamente en la cara de Motoyasu.

    ¡Guh!
    ¡Tsk! Es imposible que infrinja algún daño, después de todo.
    Pero, mis ataques no terminarán con sólo eso.
    Ese bastardo de Motoyasu ni siquiera se movió ni un centímetro por mi ataque y sólo giró sus ojos.

    Veamos qué tanto serás capaz de mantener esa cara, ¿hmm?

    Agarré una de mis armas mortales del interior de mi manto y lo aventé hacia la cara de Motoyasu.
    ¡GABUUU!

     —¡Ve! (Naofumi)

    Mi abastecimiento se acabó completamente atrás durante la lluvia de fuego, por lo que recogió algunos en el camino al castillo para usar en negociaciones.

    —¿espera?¿¡QUÉ!? (Motoyasu)

    Kukuku... mira a ese idiota Motoyasu hablando en con una voz perpleja y confundida.
    NOM NOM CHOM

     —¡Auch, AUCH! (Motoyasu)

    Motoyasu se retorcía en agonía del dolor de su tan-preciosa cara siendo mordida.
    Yep, mis ataques no solo son a mano limpia.
    También existe una conveniente arma inventada por los expertos humanos. ¡GLOBO!

    —¡TOMA TOMA TOMA! (Naofumi)

    Dos en la cara y uno extra en su entrepierna para asegurar que no se levante.

     —Po- ¿¡POR QUÉ LOS GLOBOS!?

    Los espectadores gritaron.
    ¡Ahora ya saben!
    Seguí añadiendo patadas con todo mi pero al globo que se estaba dando un festín en su entrepierna.

    —Kuh... ¡Idiota! ¿¡Qué clase de movimiento es ese!? (Motoyasu)
    —No pieso ganar de todos modos por lo que te hostigaré con lo mejor de mis habilidades! Los objetivos son: la cara - la vida de un tipo popular - la entrepierna - ¡la prueba de tu hombría¡ Dentro de esas bolas tuyas son sólo desagradables substancias otakus¡ (Naofumi)
    —¿¡QUÉ!? ¡PARALOOOOOOOOO! (Motoyasu)
    —¡No pidas lo imposibleeeeeeeeeeeee! (Naofumi)

    Sin descanso estuve pateando los lados de Motoyasu con duras patadas, una tras otra.
    Motoyasu logró quitar un globo de su cara, pero fue incapaz de juntar su impotente fuerza para levantar su lanza.
    Para conseguir más tiempo, decidí aventar el previamente quitado globo a su cara, una vez más.
    Y por supuesto los Globos no eran las únicas armas que tenía, también había Huevis. La situación de Motoyasu era como sentarse en un trono de agujas.
    Esta vez tendré mi porción de estarlo hostigando.
    Perderé de cualquier manera, por lo que grabaré el peor trauma en su alma.


     —¡TOMA TOMA TOMA! (Naofumi)
     —¡ARG! ¡MALSDITO SEAAAAAAS! (Motoyasu)

    Motoyasu concentró todo su poder en levantar mi peso de su cuerpo, pero continué con mis ataques maliciosos.
    ¡FUFUFU!
    ¡Esto es estimulante! ¡Déjame escuchar más de tus atormentados gritos!
    Mi risa y sonrisa naturalmente me salieron desde muy adentro.

    —¡GUAH..! (Naofumi)

    De repente mi espalda fue empujada forzosamente y terminé tropezando hacia delante.
    Miré hacia atrás a la dirección de donde vino la fuerza que me hizo tropezar.
    ¡Qué voy encontrando a esa perra!
    Mein se estaba escondiendo dentro de la multitud de personas con su mano extendida en mi dirección.
    Lo más seguro es que ese fue un tipo de magia de viento.
    Para ser más preciso, Soplo Viento es un hechizo que acumula y dispara una masa de aire condensada de tamaño de un puño.
    Ya que la masa de aire condensada es transparente, no podía ser notada si no observabas atentamente.
    Esa perra Mein sonrió y luego cerró uno de sus párpados y provocando, sacó la lengua.

    —¡Peeeeeeeeeeeeeerraaaa! (Naofumi)

    Una vez más me tropecé a medio grito debido al contraataque de Motoyasu, que habiendo recuperado su posición gracias al reducido peso sobre su cuerpo.
    Motoyasu jadeó mientras me empujaba contra el piso, sosteniendo su lanza amenazantemente contra mi cuello. Todos mis globos fueron quitados en cierto momento.

     —Jaa... ja... Mi ¡VICTORIA! (Motoyasu)

    Mientras sostenía su lanza, Motoyasu declaró con un tono más de desesperación que cuando peleó contra la ola de calamidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada